fbpx

Recién culminados los Óscar 2020, pudimos ver desfilar a nuestros actores y actrices favoritos vestidos de Gala en la
fiesta del cine más esperada del año.

Pero apuesto a que no sabías, que muchos de ellos se iniciaron en el medio artístico bailando o utilizan la danza como
medio para mantenerse activos y saludables. Hay una realidad que no podemos obviar y que es una opinión compartida: Bailar es un beneficio no sólo para el cuerpo, sino para la vida.

Muchos famosos agradecen a estos inicios, en un salón con espejo, el forjar su disciplina, su compromiso y su
capacidad de entender cada reto como una oportunidad; mientras en la actualidad usan el Baile como terapia de
Bienestar.

Aquí sus nombres, reafirmando que todos los días aprendemos algo nuevo. ¿A q no sabías que bailaban?

Audrey Hepburn

Nuestra primera famosa de la lista la encabeza la inmortal protagonista de Mi Bella dama, entre tantas más. Estudió con una de las figuras más destacadas del ballet holandés, pero su altura y mala alimentación durante la segunda guerra mundial le impidieron seguir dedicándose al ballet.

Sarah Jessica Parker.

¿Quién se olvida de Carrie Bradshaw? La escritora enamorada del amor de la serie Sex and the City.

Sarah Jessica Parker comenzó su vida artística, con tan solo 8 años en el Ballet de Cincinnati, para luego mudarse a New Jersey con su familia y estudiar en el American Ballet Theatre. ¡Así fueron sus inicios, bailando! Actualmente, para mantenerse en forma, continúa su entrenamiento con el Ballet. Es una fiel seguidora y apoyo del Ballet de New York, entre otros.

Penélope Cruz.

“El ballet clásico me enseñó una actitud militar: se trabajan las horas
que haga falta”

Recibió nueve años de aprendizaje de ballet clásico en el Conservatorio Nacional de Madrid, cuatro
años de mejora de la danza en diversos cursos en la Escuela Cristina Rota en Madrid y tres años de
ballet español con Ángela Garrido. Además, realizó cursos de baile de jazz con Raúl Caballero.

Jamie Bell.

Jamie Bell nació en el seno de una familia de bailarines; su abuela, su madre, su hermana y su tía lo son. Con seis años comenzó a tomar clases de danza y en 1998 debutó en la obra Bugsy Malone, pero no fue hasta la película Billy Elliot (2000) cuando se dio a conocer. La película, que interpretó tras superar a 2.000 niños en el casting, fue nominada a tres premios Óscar y ganó 48 premios cinematográficos entre 2000 y 2002.

Jennifer Garner.

Comenzó a bailar ballet a los tres años, lo que la llevó al teatro musical y a la actuación. Una obsesionada por la disciplina que genera la práctica de la danza. Disciplina que lleva en su día a día.

¿Quieres ser como ellos?

En Siempre Baile tenemos todas las herramientas que necesitas para lograrlo. Ven y pasa un rato inolvidable cargado de diversión, música, ritmo y baile

Madonna.

Tuvo una beca de baile en la Universidad de Michigan antes de abandonarla para convertirse en “La diva del pop”. en 1977 se mudó a la ciudad de Nueva York para realizar una carrera de danza Contemporánea, la cual inició de forma exitosa. Luego de su éxito, afirma que sigue aplicando las férreas enseñanzas aprendidas dentro del salón de baile para su vida, la disciplina, por ejemplo, vital para el éxito.

Naomi Campbell.

se inscribió en ballet a los 10 años en el Italia Conti Academy Of Theatre Arts para seguir los pasos de su madre como bailarina, pero pensó que era demasiado alta para continuar bailando.

Summer Glau

comenzó a bailar a los 5 años. Tomó clases de baile desde joven -lo que
hizo que su madre la escolarizase durante un período de su infancia-, convirtiéndose
en bailarina profesional desde los doce años. Afirmando que «pronto se convirtió en su vida». Tuvo que abandonar el mundo del baile debido a una lesión, cosa que la ayudó a encaminarse en otra dirección: ser actriz.

Charlize Theron

estudió en La Escuela De Ballet Joffrey en Nueva York, antes de que una lesión de rodilla la llevara a la actuación. Sin embargo, afirma que siempre se vio a sí misma como una Bailarina.

Amy Adams.

Amy se inició en una compañía local de baile con la esperanza de convertirse en bailarina y, de hecho, se dedicó profesionalmente al baile en varios café-teatro al inicio de su carrera.

Tom Holland.

Spider Man. La danza fue la oportunidad para iniciarse en el medio artístico, gracias a la protagonización en el musical de Broadway “Billy Elliot”.

En toda la Investigación realizada encontramos puntos afines dentro de la versatilidad de las opiniones. Para ellos, Bailar fue la oportunidad que les regaló las herramientas necesarias para lograr el éxito fijado en sus metas. La palabra constante, DISCIPLINA, es lo que agradecen de la danza y muchos afirman que es lo que les ayuda a mantenerse, la disciplina de los ensayos; sin importar las horas, hasta lograr la perfección o al menos acercarse a ella. No cabe duda de que la danza, en cualquiera de sus manifestaciones, ha estado de la mano de la Industria del Cine, no en vano el Opening del Óscar 2020 estuvo lleno de música y Baile. Sigamos bailando y aprendiendo, aprendiendo y bailando, y el cuerpo no sólo aguantará, lo agradecerá y también la mente, y el espíritu. Hasta la próxima. Nos vemos en el Salón del espejo.

María Graciela ¨Lela¨ González

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This